Misión y dedicación

Lama Chimed Rigdzin, nacido en el Tíbet, ha venido al occidente en 2002. El entonces ha llegado a comprender cuán necesario es tener un espacio de paz donde los practicantes budistas de cualquier parte del mundo pueden encontrar la tradiccion y cultura budistas del Tibet, meditar y practicar para lograr encontrar su verdadera naturaleza de Buddha. Luego, con las bendiciones de su maestro en Tíbet, Lama Chimed buscó y encontró este espacio de paz para poner las semillas del Buddha Dharma. Y por lo que el Centro Budista Shiwa Gonpa Dorje Chokhor Ling,  en Visconde de Mauá/Rio de Janeiro, Brasil, nació. Además de esto, Lama Chimed aspira a proveer un área para la práctica grupal y para las enseñanzas y un lugar donde los visitantes puedan hacer una conexión con el linaje de Budismo Tibetano, a través del trabajo en el arte tradicional tibetano.

Esta tierra ofrece la experiencia con la naturaleza, acompañada del sonido del viento, cascadas y pájaros y una amplia visión de las colinas. Esta experiencia de la naturaleza puede traer un regalo de paz que calma naturalmente la mente.

Hallazgo de la Tierra de Retiros y Dedicación

En Agosto del 2009, luego de sus retiro de 6 meses en Khadro Ling, Lama Chimed y su esposa, se mudaron a una casa de retiros en Vale do Pavão, Visconde de Mauá. Aquí el continuó haciendo retiros de medio día y durante los 2 meses siguientes, buscaron una tierra para comprar en el área. Fue en menos de un mes, que vieron la tierra que finalmente adquirieron, sin embargo el vendedor no negociaría el precio dentro de las posibilidades de ellos. Luego de una pocas semanas más de búsqueda en otros lugares, un día hubo arco-iris, así que Lama Chimed estaba seguro que encontraría el lugar correcto ese día. Sin embargo, ninguna de las tierras tenía ese día, la configuración astrológica Tibetana apropiada, así que terminaron ese día sin comprender por que habían aparecido esos arco-iris. Ese mismo anochecer abrieron un e-mail que había sido escrito más temprano, por el dueño de la actual tierra. Ella accedía a venderle a Lama Chimed a su precio, por lo tanto eso explicaba los arco-iris. Lama Chimed piensa que la bendición de Khenpo Ngagchung fue lo que le posibilitó la compra de esta tierra.

El proceso completo de hallazgo de la tierra y ejecución de los trámites necesarios para comprar la tierra, fue logrado a través de la ayuda de algunos amigos muy dedicados y de la bendición del Guru. Estos amigos pusieron un esfuerzo extraordinario para que el proceso pudiera continuar a través y alrededor de muchos obstáculos. Lama Chimed desearía dedicar toda la futura virtud de esta tierra y toda la virtud de su linaje a estos amigos y a sus familias, así como también a todos los seres sintientes. Por el poder de la virtud que esta tierra de retiros creará, que todos los acreedores kármicos sean reparados y todas las obligaciones pasadas sean satisfechas en beneficio de todos los seres.